¿Alguna vez has sentido o sufrido de vibraciones en edificios? Este fenómeno no es para nada una casualidad. Puede ocurrir y desde Macústica Ingeniería queremos contarte por qué sucede y cómo solucionarlo.

Por qué se producen las vibraciones en edificios

Las vibraciones que tienen lugar en los edificios, suceden debido a las cargas dinámicas que producen los vecinos o las máquinas que pueda haber en ellos.

Estas vibraciones pueden depender, en parte, del diseño del edificio o de algo que se hizo así durante su construcción. Por ejemplo, al utilizar estructuras de acero se gana velocidad a la hora de construir, se pueden hacer tramos más largos y favorece la economía de los materiales empleados.

Un ejemplo, lo encontramos en los pabellones de deportes, más concretamente en el Pabellón del Isaac Newton Academy. Si se hacen las cosas bien y se planifican desde el comienzo, no surgen las vibraciones.

Se puede evitar un mayor número de columnas (para no ser un obstáculo) y utilizar al mismo tiempo las columnas en los bordes exteriores, llevando los cuatro primeros pilares hacia el interior a 2,35 metros de distancia en cada lado. Así se evitan los problemas de las cargas dinámicas. Como resultado, se tiene mayor rigidez y visualmente es igual de atractivo.

El no tener problemas de vibraciones también se traduce en un mayor confort. Así como evitar posibles daños en determinados equipos de trabajo. Por eso es importante pensar en todo a la hora de diseñar la estructura.

A la hora de construir un edificio se deben tener en cuenta diversos aspectos para que no se produzcan estas molestas vibraciones. Por lo que, habrá que considerar dentro de una ecuación el tipo de actividad a desarrollar, el ambiente, la frecuencia de la vibración, la fuente, el nivel de amortiguación, entre otros.

Como ves, las vibraciones en los edificios no tienen porqué ser un problema. Se pueden evitar y solucionar.

En la actualidad, incluso encontramos con soluciones contra el ruido producido por las vibraciones sobre la estructura; otro inconveniente que puede ser muy molesto para los ocupantes. Pero que también puedes cortar.

Si necesitas ayuda profesional, estamos a tu entera disposición.