¿Quieres adquirir material antivibratorio para maquinaria industrial? En Macústica Ingeniería ofrecemos multitud de servicios relacionados con el sonido, para que disfrutes de una mejor acústica y aislamiento. En este caso, queremos contarte qué es y para qué sirve este material.

Qué es el material antivibratorio para maquinaria industrial

Cuando hablamos de un aislador de vibraciones nos referimos a un soporte elástico que permite reducir las vibraciones ambientales que llegan a la máquina, así como las que genera. ¿Cómo se consigue? Con un aislante entre la masa que vibra y la fuente perturbadora. El objetivo, reducir la vibración.

A la hora de elegirlo, debemos tener en cuenta una serie de factores para que funcione, dado que es necesario conocer la vibración, el espacio que hay disponible, las condiciones ambientales o el peso que pueden soportar. Una vez estos factores hayan sido determinados por parte del profesional, ya se puede elegir el soporte antivibratorio que más se ajuste a las necesidades.

¿Qué tipos hay disponibles?

Por un lado, tenemos los elastómeros, de cauchos sintéticos y naturales. Se pueden moldear y permiten soportar grandes deformaciones, pudiendo recuperar su estado original. También son interesantes de cara al aislamiento. Aunque resulta débil frente a temperaturas elevadas y pueden resultar caros.

Luego, existen los aisladores de plástico, que son más económicos. Claro que, tienen unas propiedades mecánicas más sencillas, por lo que resisten menos.

Por último, los muelles de metal, que suelen emplearse con frecuencias bajas y cuando se busca una estabilidad. Pueden necesitar de sistemas de amortiguación que pueden hacer que la solución resulte más cara.

¿Qué tipo elegir? Los elastómeros son el tipo más utilizado, por lo que podría resultar interesante contar con los soportes antivibratorios de caucho de metal debido a sus características y utilidades. Además, en el mercado nos encontramos con mucha variedad en cuanto a formas y tamaños.

Nuestro consejo, es que antes de nada realices un cálculo antivibratorio teórico y que luego hagas una medición de vibraciones. Así sabrás qué solución es mejor y podrás tener el material antivibratorio para maquinaria industrial que necesitas. ¿Te ayudamos a determinarlo? Contacta con nosotros.