La contaminación acústica sí afecta a la salud

Existen muchos factores externos que integran nuestra cotidianidad y que, sin duda, pueden presentar problemas para la salud integral de nuestro organismo. Entre esos factores mencionamos la contaminación acústica, la cual es considerada como un exceso del nivel natural de ruido de fondo o como una fluctuación y cambio brusco de todas las características sonoras, así como la frecuencia de la onda de sonidos y la fuerza que contiene el flujo sonoro.

¿Quieres saber los efectos que  tiene la contaminación acústica sobre la salud? ¡Acompáñanos!

Tipos de ruido que generan contaminación acústica

Los ruidos que generan contaminación acústica se clasifican en:

–      Ruido estructural

Es resultado de movimientos vibratorios contra algo, puede ser el sonido de un taladro funcionando, un ascensor, pisadas fuertes con tacones o la caída de objetos pesados en una superficie.

–      Ruido aéreo

Es el que se dispersa por el aire sin generar vibraciones en las superficies. Nos referimos a un discurso hablado, ladridos de perros, alarmas de vehículos y ruido de electrodomésticos.

Nuestro organismo puede verse afectado por cualquiera de los dos tipos de ruido al mismo tiempo. El más común es el que procede de las obras de reparación de la casa y el sonido que proviene de la calle por medio de una ventana abierta.

¿Qué efectos negativos tiene la contaminación acústica en la salud?

Entre los principales trastornos de salud producidos por la contaminación acústica destacamos:

–      Enfermedades cardiovasculares

Cuando una persona es expuesta a un ruido superior o igual a 50 dBA (tráfico no intensivo) por largos periodos de tiempo durante la noche, fácilmente puede desarrollar hipertensión, enfermedades coronarias y la temida insuficiencia cardíaca.

–      Alteraciones del sueño

Los fuertes ruidos generan perturbaciones en el sueño saludable. Por ejemplo, la sirena de una ambulancia que pase constantemente frente a un hospital o un asilo de ancianos afectará el descanso de los pacientes y personas mayores, lo que a lo largo del tiempo puede generar problemas de insomnio y cansancio crónico.

–      Pérdida de audición

Al exponerse a ruidos fuertes, la audición se adapta y el umbral auditivo crece. Es por eso que una persona pierde brevemente su capacidad auditiva ante sonidos suaves después de estar en lugares ruidosos, pero posteriormente la agudeza auditiva se recupera.

Pero si la exposición es constante, se puede desarrollar una pérdida auditiva neurosensorial o incluso pérdida total de la audición. La exposición constante al ruido no sólo daña la audición, sino que además provoca acúfenos, mareos y dolores de cabeza.

Previene los efectos negativos de la contaminación acústica con Macústica

En Macústica ponemos a tu alcance los mejores productos para el acondicionamiento de espacios y para aislar los ruidos que generan contaminación acústica.

Contáctanos y protege tu salud de la contaminación acústica. Te esperamos.[:]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecisiete + 19 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Scroll al inicio