La normativa de ruidos en hostelería y cómo cumplirla

Al hablar de hostelería nos referimos al conjunto de actividades, operaciones y prestación de servicios ligados a la alimentación de clientes en restaurantes, bares, hoteles y cafeterías, entre otros, con la finalidad de disfrutar de ocio con amigos y familia.

Para disfrutar de forma segura en los diferentes espacios de la hostelería, estos deben estar regidos por una normativa de ruidos en hostelería y no superar los niveles que marca la ley.

Contar con la normativa en hostelería es fundamental porque nos permite cumplir los requisitos necesarios para desarrollar actividades en tu local con la tranquilidad de no molestar a tus vecinos por el ruido que generes.

Sigue leyendo y conoce la normativa de ruidos en hostelería y cómo cumplirla.

¿Cuál es la normativa de ruidos en la hostelería?

El objetivo es prevenir, vigilar y corregir la contaminación acústica generada tanto por las personas como por el medio ambiente. Dicha normativa se rige de acuerdo con las ordenanzas municipales de cada ciudad y son aplicables a la hostelería.

Las medidas deben ser tomadas por los distintos locales para desarrollar sus actividades de manera normal, contando con un correcto aislamiento acústico de acuerdo al ruido que genere el establecimiento, el horario de funcionamiento y la zona en la que se encuentre.

Las normas a seguir de un local de funcionamiento diurno, como una cafetería, no son las mismas que un establecimiento nocturno, como restaurantes o, en especial, una discoteca, ya que el ruido generado va a ser distinto.

Sea cual sea el ruido emitido por ambos locales, estos deben tener en cuenta las normas de acuerdo a cada municipio. Por ejemplo, el piso superior a un establecimiento hostelero no puede percibir más de 25 dB(A) (unidad para medir la presión sonora) por la noche y 35 dB(A) durante el día dentro de los dormitorios, donde el límite es más restrictivo.

Se proponen varias medidas correctoras para mejorar el acondicionamiento y el aislamiento acústico de la actividad:

  • Utilización de paneles compuestos de polietileno con la finalidad de absorber las ondas sonoras. Se recomienda colocarlas en el techo, aunque toda superficie que quede cubierta favorecerá la absorción del ruido en el interior del espacio.
  • Instalar falsos techos dejando una cámara de aire con un material fonoabsorbente en su interior para insonorizar el local.
  • Instalar ventanas con doble cristal para evitar la exposición del ruido en el exterior.

Con Macústica tu local de hostelería cumplirá la normativa de ruidos

Somos una empresa con amplia experiencia dedicada exclusivamente al control de ruido. Nuestro compromiso es solucionar problemas reales relacionados con la acústica ambiental, industrial y arquitectónica.

Contar con la normativa adecuada es importante para evitar molestias ocasionadas por el ruido.

En Macústica contamos con el mejor equipo de expertos en evaluaciones de ruido según la ley, así como los medios necesarios para ejecutar las soluciones constructivas del aislamiento acústico necesario para cumplirla.

¿Quieres comprobar si tu local de hostelería cumple la normativa de ruidos?

Contacta con nosotros.

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco − tres =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Scroll al inicio